100 países en moto. nº54,55 y 56. Lituania, Liechtenstein, Luxemburgo


lituania frontera bike [HDTV (1080)]

Las tres L de los pequeños países europeos. Luxemburgo y Liechtenstein son occidentales y Lituania una república báltica. De los dos primeros poco puedo decir. Luxemburgo tiene la peculiaridad de haber sido territorio español por el que pasaban los Tercios rumbo a Flandes. De Liechtenstein menos aun porque entré y salí sin casi enterarme.

En mi libro Europa Lowcost le dediqué solo un párrafo. “El diminuto país vive de los souvenires, el turismo y el secreto bancario. Encajonado entre altas montañas, se ve todo muy moderno, muy suizo, incluso las pegatinas con el escudo nacional me las han cobrado en francos suizos. Esto parece más bien otro cantón de Suiza. Desde Vaduz, la capital, voy a Austria. La frontera se pasa sin ninguna dificultad. Los policías parecen sestear en su garita.”

DSCN0149

Lituania sí tiene una historia de mayor interés. La de la Colina de las Cruces en Lituania, fantástico lugar que pude visitar al comienzo de mi vuelta al mundo en moto Ruta Exploradores Olvidos, y que se encuentra muy cerca de Siauliai, la cuarta ciudad en importancia del país.

vaduz

Esa ciudad lituana alberga una bella facultad de Filosofía y Letras ubicada en el palacio de Zubov construido en el XVII, y la única base de la OTAN en las repúblicas Bálticas. Pero Siauliai es sobre todo famosa, al menos en Lituania, porque a poco más diez kilómetros del centro se halla la Colina de las Mil Cruces. Y no, no hay mil. Hay muchísimas más.

bike from crosses hill [HDTV (1080)]

No sé, hay quien dice que son 50.000 y puede ser cierto. En cualquier caso es un bosque de cruces, una montaña de cruces, una selva, un bosque, una jungla, un laberinto espeso, un maremágnum de crucifijos de todas formas, tamaños y diseños, y sobre las cruces, más cruces, rosarios, escapularios, medallas. La más grande es una inmensa de madera y con un Cristo de bronce regalada por Juan Pablo II en su visita de 1993.

colina cruces 6 [HDTV (1080)]

Sin embaergo, ese Gólgota no supone solo un símbolo religioso, también lo es político, de la lucha contra el invasor ruso. De modo consuetudinario y espontáneo, las cruces fueron apareciendo ya en el siglo XIV, cuando el país era todavía pagano, pues las Repúblicas Bálticas fueron los territorios más refractarios al cristianismo y su conversión tuvo lugar muy tarde. Pero las cruces aparecían. Y siguieron apareciendo durante la dominación soviética, simbolizando la resistencia lituana a la opresión. En 1961 los soviéticos arrasaron la colina con maquinaria pesada.

colina cruces 7

Fue en vano. El bosque de cruces volvía a brotar tantas veces como lo talaban. Al final, el empeño de los lituanos triunfó y el Oso Ruso desistió de luchar contra un enemigo invisible. Poco después el castillo rojo implosionó dejando Europa Central y del Este sembrada de cascotes, aunque Siaulia lo hizo de crucifijos.

bike and god speaking

Anuncios
Categorías: 100 Países en Moto | Etiquetas: , , | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: